El suajili, una joya lingüítica

SwahiliVolvemos a los orígenes y a la difusión de la lengua suajili, que está ganando terreno en África del este y en la región de los Grandes Lagos.
Palabras o expresiones populares suajilis han aparecido en películas o libros, como en la película “Memorias de África”, basada en la novela de Karen Blixen del mismo título, o en dibujos animados como “El rey león” de Disney. Todo el mundo conoce al menos una palabra suajili: hakuna matata (no hay problema), pole pole (con suavidad), rafiki (amigo), o safari (viaje) que seguramente es la más conocida.
El suajili es cada vez más hablado en África del este y en la región de los Grandes lagos. Según la universidad americana de Stanford, es la lengua más hablada en África después del árabe, la primera de origen continental. En cuanto al número de hablantes, surgen dudas porque no existe ningún estudio fiable sobre esta cuestión, incluidas las estimaciones dadas por el Banco mundial en 2005, que evaluaron el número entre 120 y 150 millones en todo el mundo.

El suajili es hablado en los cinco continentes. Las universidades norte americanas más prestigiosas tienen sus propios departamentos de suajili dentro del recinto de las facultades de lenguas. Según la universidad de Virginia, más de un centenar de universidades en todo el planeta lo tienen incluido en sus programas. Las emisoras de radio internacionales como RFI, emiten informaciones en suajili en África del este.

El suajili es hablado por excelencia en el estado de Tanzania (con Zanzíbar), pero también la lengua es cada vez más hablada y comprendida en Kenia. Las islas Comorras, Uganda, Ruanda, Burundi y el este de la Republica democrática del Congo (RDC) cuentan igualmente con millones de hablantes. El uso del suajili también es muy frecuente en el norte de Mozambique, Malawi y Zambia.

Una lengua que ha ido formándose durante los siglos.

El suajili es una lengua que ha ido formándose durante los siglos influenciada por los movimientos en la costa oriental del continente, donde apareció aproximadamente en el siglo X. Así se nota el peso del árabe en las palabras. El origen de la palabra suajili viene del árabe” sahil” que significa “costa litoral”.

El suajili nació del encuentro entre los pueblos bantúes del litoral y los comerciantes árabes y persas que surcaron el océano Índico y habitaron las islas. Su divulgación en el interior del continente puede remontarse dos siglos atrás cuando a lo largo del siglo XIX las caravanas árabes fueron enviadas para capturar a esclavos dentro de Tanganica (antiguo nombre de Tanzania continental). Las caravanas llegaron hasta el sur de Uganda antes de principios de1850, y al este de la actual RDC entre 1870 y 1884, participando así en la difusión de la lengua suajili. Los Árabes vendían a los esclavos capturados una vez de vuelta a la costa, y sobre todo en Zanzíbar, centro de este comercio, donde el sultán de Omán había trasferido su capital.

En esta época, a finales del siglo XIX, los misioneros occidentales desembarcaron y realizaron las primeras obras suajilis en alfabeto latín. Si existía una escritura, seria en caracteres árabes. Fue un religioso francés quien en vísperas de 1900 realizo el primer léxico franco-suajili. En 1928, una conferencia entre los países del Este de África dará nacimiento al verdadero diccionario ingles-suajili. Y en esta misma ocasión normalizaron la lengua porque existían varias formas de suajili.

«Kiswa-English»

En 1967, la Tanzania de Julius Nyerere es la primera que coge interés de instaurar el suajili como lengua nacional. Así, Nyerere, evita toda trampa étnica reuniendo una nación alrededor de una lengua común. Hoy en día la enseñanza en las escuelas públicas primarias es exclusivamente en suajili. Los medios de comunicación y los políticos de Tanzania se expresan en esta lengua, aunque todos dominan el inglés. En Kenia, no toda la población habla suajili, el Luo o el Kikuyo, por ejemplo, predominan todavía en sus cunas respectivas.

El suajili utiliza algunas palabras de otras lenguas que adapta a su propio vocabulario. Ha cogido palabras del árabe, persa o portugués pero sobretodo del inglés. Así, ordenador (computer en inglés) en suajili se dice kompyuta. Los ejemplos son numerosos. Se coge la fonética inglesa para escribirla en suajili.

La literatura en suajili ha crecido y sigue creciendo. Los clásicos occidentales más grandes han sido traducidos a suajili, Julius Nyerere, antes de morir, dejo a la población de Tanzania numerosas obras de Shakespeare en suajili.
Pero llego una nueva práctica, la del “Kiswa-English”. Principalmente hablado entre los estudiantes mezclando suajili e inglés, una palabra tras otra. Esta lengua de nueva generación indigna a los defensores del suajili. “Es para mostrar que reciben educación, y que conocen el inglés”, dicen los detractores.

Lo peor es que incluso algunos políticos han empezado a usarlo. El fenómeno es sobre todo visible en Kenia y en Tanzania, dónde el suajili es cada vez menos utilizado en el seno de las clases acomodadas. Y eso también es culpa de las escuelas primarias y secundarias privadas donde la enseñanza es exclusivamente en inglés. El resto de la población, la gran mayoría sigue usando fielmente el suajili.

Fuentes: http://www.slateafrique.com/1693/kiswahili-joyau-linguistique

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here